Tiras ilimitadas… pero ilimitadas de verdad

Empezamos a sospechar el día que unos invitados a una boda nos pidieron unas tijeras para recortar una tira. “¿Unas tijeras?” Les preguntamos “Sí, para tener cada una foto cada uno” nos contestaron. Una vez salimos de nuestro asombro, les explicamos que no hacía falta, que había no una foto, sino una tira para cada uno. No se lo creyeron de verdad hasta que tuvieron su copia en la mano. Y es que, según nos dijeron “Es la primera vez que vemos que se imprimen más de dos copias“.

fotomaton la ventana indisceta

No decimos con esto que seamos los únicos que imprimimos dos copias. Más empresas hay que así lo hacen y creemos que deberia ser lo normal. Pero sí que es cierto que hay muchas propuestas que limitan las impresiones a dos. Nosotros no lo vemos lógico porque al final, retirar una copia se asemeja a las rebajas y los invitados, al grito de “yo la vi primero” podrían montar una pelotera, y además es muy cutre dejar sin recuerdo a los presentes por algo que no tiene ninguna complicación.

En nuestro fotomatón “La ventana indiscreta” no hay límite, ni de fotos, ni de copias. Porque es de justicia que toos se lleven sus fotos para casa.

Fotomatones A y Fotomatones B

foto nh jun16 lvi

Diferencias de hasta 300 euros en un (aparentemente) mismo tipo de servicio. ¿Estafadores? ¿Tiraprecios? No, en realidad todo es explicable y, como casi siempre, hay que buscar un punto medio para tratar de entender por qué hay esas diferencias. Lo único que hay tener claro es que NO estamos contratando lo mismo cuando pagamos 200 euros por un fotomatón que cuando pagamos 450€.

No es lo mismo cuando en un servicio no incluyen fondo para las fotos que cuando te incluyen el photocall. Y cuando además el photocall está personalizado, con más motivo. No es lo mismo cuando no hay complementos que cuando te incluyen atrezzo. No solo por cantidad, sino por calidad: un antifaz de papel cuesta menos de 0.10 euros. Un sombrero de goma se puede ir hasta los 4.50 euros. No es lo mismo cuando solo se pueden sacar dos copias de cada posado que cuando las tiras de fotos son ilimitadas. No es lo mismo cuando no hay libro de firmas que cuando sí hay libro (y además, dependerá del modelo). No es lo mismo cuando las fotos no se pueden descargar que cuando se bajan de facebook a resolución baja que cuando las fotos están disponibles en una página web a formato real. Y todo esto que hemos desglosado no incluye las diferencias técnicas (cámara, papel, pantalla…) que saltan a la vista.

fotomaton la ventana indiscreta

Por eso hay tanta variación de precios. No es que un fotomatón sea más caro que otro. Es que seguramente son dos cosas distintas. Nosotros optamos desde el principio por “vender” un fotomatón en que se incluye todo y donde no hay límite de fotos, y por eso puede haber opciones que salgan, aparentemente, más económicas. En ese caso, no podemos hacer más que respetar lo que ofrece la competencia si los interesados están de acuerdo en esas condiciones. Lo único que nos da pena es que luego se tengan que gastar un dinero importante en complementos (atrezzo, libro de firmas, impresión de copias) que con nosotros ya vienen cubiertos. Esperamos que con este post haya quedado todo aclarado. Para más info y detalles: www.fotomatonlaventanaindiscreta.com

fondo nh lvi